La Asunción Perros

Embarazo psicológico canino

embarazo psicologico canino

Embarazo psicológico canino

Si no ha tenido novio, ¿Puede estar preñada mi perra?

La pseudogestación o “embarazo psícológico canino” (como es coloquialmente conocido) es un estado hormonal de la perra en el que sin haber estado con perros o estar preñada su cuerpo sufre cambios similares como si lo estuviera. No es adecuado el término embarazo psicológico ya que no se trata de un estado de enfermedad mental del perro, sino de un estado que se produce en función de sus niveles hormonales.

Algunos investigadores piensan que dicho proceso no es patológico, sino un mecanismo de supervivencia que utilizaban los cánidos ancestrales en la naturaleza para sobrevivir. Normalmente, los perros que viven en estado salvaje se agrupan en manadas y sólo una hembra es la encargada de procrear. Las restantes cumplen el papel de madres nodrizas, amamantando a la nueva camada mientras que la madre sale a cazar. En cuyo caso, si la madre no pudiera lactar, habría otra hembra para poder alimentar a la camada y perpetuaría la supervivencia de dicha camada.
Pero en cambio, otros han comprobado que las perras que sufren pseudogestaciones, tienen muchas más probabilidades de sufrir en el futuro tumores de mama, infecciones de útero, etc. En mi opinión, se trata claramente de una patología que predispone a graves enfermedades y por lo tanto, se debe actuar con la esterilización temprana para evitar peores consecuencias.

Una perrita afectada por este proceso presentará producción de leche en las mamas y aparición de conducta maternal no asociada a una gestación o parto. Puede surgir varias veces a lo largo de su vida una vez que la hembra alcanza el periodo de pubertad. Dicho proceso se produce en hembras no gestantes, normalmente tras 40 – 56 días tras la finalización del celo, aunque puede variar entre 3 y 14 semanas.

Lo síntomas son: inflamación mamaría, aumento de apetito, nerviosismo y abultamiento de abdomen. En casos más evidentes, las hembras pueden llegar a producir leche, adoptar objetos como si fueran sus cachorros (y si se da el caso, otros animales de la casa), e incluso pueden padecer partos en los que solo expulsan placentas con agua. Otras veces aparecerán síntomas mas graves como anorexia, temblores, aullidos, que rechace salir a pasear, además de una agresividad denominada agresividad maternal propia de una madre que protege a sus crías.

Y os preguntaréis… ¿Porqué se produce realmente? Pues veréis, la Progesterona es una hormona que se encarga de preparar al animal para la maternidad. Prepara el útero para una posible gestación y se mantiene en el organismo del animal estimulando la producción de Prolactina (hormona encargada de la aparición de leche en las mamas y del comportamiento maternal). Cuando la perra no es fecundada, estas hormonas se mantienen en su cuerpo en los mismos niveles que una hembra gestante, alterando todas sus funciones como si realmente fuese a tener cachorros. En caso de producirse lactación, ésta puede prolongarse durante un mes, o más si la perra tiene objetos o juguetes que adopta como falsas crías.

En muchos casos no necesita tratamiento, aunque a veces, por las molestias que supone para propietarios y posibles complicaciones que pueden aparecer en el animal (tales como mamitis, alteración de comportamiento, agresividad…) se requiere una visita al veterinario para poner fin a la situación. Hay varios fármacos que se pueden usar pero esto no quita que al siguiente celo, el animal vuelva a presentarla de nuevo. En todo caso, nuestra mejor recomendación es la esterilización de la hembra, ya que además de eliminar dicho comportamiento, también la proteges frente a futuros problemas (tumores mamarios, quistes en ovarios, piometra, etc.) que serían muy graves para nuestro animal.

Otra de vuestras dudas es qué medidas de manejo establecer con un animal así para llevarlo lo mejor posible. En estos casos se recomienda retirar juguetes, zapatos,… todos los objetos que puedan adoptar como cachorros, evitar que la perra se chupe las mamas para evitar la activación de la lactación y que la perra esté en zona tranquila y silenciosa.

Para terminar, comentaros que se trata de un proceso traumático para el animal y que lo más probable es que se repita en posteriores celos. Contrariamente a lo que mucha gente piensa, “echar” a criar a una perra no va prevenir la aparición de este fenómeno, por lo que dejar a la hembra gestante para evitar dicha afección es inútil. Si queréis evitarlo, la mejor solución sería la esterilización.

Para cualquier duda al respecto, estaremos encantados de atenderos en la Clínica Veterinaria La Asunción y plantear la mejor solución a su problema.

No te pierdas estos otros artículos

6 Comentarios

  • Reply
    Celine
    2 enero, 2023 at 21:57

    Hola mi perra acaba de ser diagnosticada con un embarazo psicológico y no sé muy bien cómo actuar con respecto a ello para hacerla sentir mejor ya que incluso se puso agresiva

    • Reply
      Alfredo
      3 enero, 2023 at 11:53

      Hola, Celine. Te recomiendo la castración en cuanto se le pase todo esto. Suerte.

  • Reply
    Alicia Tovar Gonçalves
    11 febrero, 2016 at 13:02

    Yo tengo una perra de casi 16 años en agosto, y hasta los trece años tubo un embarazo psicologico cada año, la custion es que a los trece por accidente la monto mi perro chihuahua y tuve que ponerle una inyección para evitar riesgos de que estubiese preñada, la cuestión es que desde la inyección se le retiró el celo, lleva casi tres años, a que pudo ser debído? Por su edad? Muchas gracias de antemano, todos los artículos me parecen muy interesantes y utiles, un saludo Alfredo.

    • Reply
      Alfredo
      11 febrero, 2016 at 23:31

      Hola Alicia. Como regla general las perras tienen celos toda la vida, sí que es posible, que los últimos años sean más suaves o incluso pasen desapercibidos. En este caso, aunque el tratamiento abortivo consiste en hormonas, es muy raro que le haya cortado el celo durante tres años. De todas formas no es un tema del que te tengas que preocupar. Muchas gracias por tu comentario. Un abrazo. Alfredo

  • Reply
    Elisabet
    4 febrero, 2016 at 16:16

    Una cosa mas que he aprenido, no sabia nada. Buen articulo y gracias por toda la información.

    • Reply
      Alfredo
      8 febrero, 2016 at 13:07

      Gracias a ti por seguirnos siempre!!!! Un abrazo. Alfredo

¡Déjanos un comentario!