Gatos La Asunción

Castración de Gatos. Resolviendo todas tus dudas

castración de gatos

Si hablamos de castración podemos decir que la castración de gato consiste en una intervención quirúrgica en la cual se produce la extirpación de los testículos en el macho y de los ovarios (u ovarios y útero) en la hembra, de tal manera que desaparece el comportamiento sexual y los machos no pueden dejar preñadas a las hembras, ni las hembras pueden quedarse preñadas si copulan con un macho.

Este tema es uno de los que más dudas genera a la gente ya que suele ser una intervención muy común relacionada con temas de salud, comportamiento o por prevención. Sea cual sea la causa, la castración en gatos siempre lleva consigo una serie de dudas (lógicas) pero también muchos mitos que se han convertido en falsas verdades. Es por eso que hoy tratamos este tema para intentar aclararlo y daros toda la información para que podáis tomar vuestra propia decisión con todo el conocimiento.

¿Castración en gatos o Esterilización?

Uno de los mitos o incertidumbres es que muchas veces se confunde la castración en gatos con la esterilización y debemos saber que no es exactamente lo mismo. La esterilización en gatos es una técnica más sencilla y menos invasiva, en la que se produce una sección de los conductos seminíferos en machos y una ligadura de las trompas de Falopio en gatas. Con este procedimiento, la reproducción de los gatos se evita, pero mantienen sus órganos sexuales y su comportamiento sexual, por tanto, no evitamos los problemas derivados de las hormonas, como pueden ser problemas de comportamiento como marcaje del territorio, agresividad, persecución de las hembras en celo, etc.

¿En qué casos es bueno castrara a nuestro gato?

En el caso de las hembras, se recomienda la castración en general, ya que no hay ningún inconveniente salvo la obesidad y algún extraño caso de incontinencia urinaria en edades avanzadas. Dentro de los machos distinguimos dos grupos. Por un lado, los que viven en casa sin posibilidad de salir al exterior, para los que la castración solo tiene la finalidad de eliminar comportamientos indeseados y tiene muy poca incidencia en la salud. Por otro lado, los que tienen acceso al exterior y contacto con otros gatos, la castración puede alargarles la vida y evitarles problemas de salud, ya que disminuye las probabilidades de pelea y contagio de enfermedades.

Ventajas de castrar a un gato:

  • Evitamos camadas no deseadas.
  • La desaparición de los síntomas del celo, como el sangrado o los embarazos psicológicos en las hembras.
  • Disminución del riesgo de enfermedades específicas como cáncer de mama, infecciones uterinas, cáncer de testículos y problemas de próstata. En el caso del cáncer de mama en las hembras, la castración debe hacerse rondando el año de edad.
  • La reducción de los comportamientos relacionados con el deseo sexual, como agresiones a otros machos o el marcaje urinario. Además, disminuye las posibilidades de que el gato escape de casa en busca de hembras en celo o enfrentamientos con otros machos. Al no salir de casa en busca de hembras, se disminuye el riesgo de que nuestro gato contraiga o propague enfermedades de transmisión sexual.

Inconvenientes de castrar a un gato:

  • La obesidad es el inconveniente más frecuente, sin embargo, con una dieta correcta y ejercicio, no tiene por qué ser un problema.
  • En los machos castrados la probabilidad de sufrir problemas relacionados con la orina (infección, cristales y obstrucción uretral) es mayor. La obstrucción uretral es una patología muy grave y si no se coge a tiempo, puede acabar con la muerte del animal. Esta enfermedad también sucede en gatos no castrados, y con una dieta adecuada también se puede disminuir el riesgo.
  • Riesgos de la anestesia y de la cirugía (infecciones, hemorragias, dehiscencia de la sutura, etc.). Este inconveniente es necesario comentarlo, pero en la práctica, el riesgo es bajísimo.

¿Si castramos a nuestro gato le cambiará su comportamiento?

El comportamiento que más se ve afectado es el relacionado con las hormonas sexuales, como la agresividad y el marcaje urinario. En general el gato sigue teniendo el mismo carácter y comportamiento de siempre, y solo cuando aumentan de peso empiezan a estar más tranquilos y con menos actitud. Esto hace que el problema se vaya haciendo cada vez más grave. Me gustaría dejar claro, que no es la castración como tal la que produce el cambio en el comportamiento, sino que es la obesidad, y ésta se debe controlar con alimentación y ejercicio.

¿Cuándo es recomendable castrar?

Como comentaba anteriormente, recomiendo castrar a los gatos machos sin acceso al exterior solo si dan problemas de comportamiento. En este caso, la fecha para la castración la da el propio gato cuando aparecen estos problemas. Para los gatos que tienen acceso al exterior, se recomienda castrarlos entre los 7 y 12 meses de edad, momento en el que tienden a alcanzar su madurez sexual y, por lo tanto, comienzan a buscar pareja.

En cuanto a las hembras, siempre está aconsejada la cirugía por motivos de salud, y también de comportamiento. Lo ideal es realizarlo sobre los 8-10 meses de edad, aunque en algunos casos, son gatas prematuras y tienen el celo algunos meses antes.

edad recomendable castrar gato

¿Cuánto cuesta castrar un gato?

En general castrar un gato oscila entre los 80 y 120 euros si es un macho y sobre los 150 y 250 euros si es una hembra, pero como en todo, el precio siempre depende de más factores como en este caso de la ciudad, de la clínica, del método utilizado y del sexo. Aunque para muchos clientes este precio puede ser un inconveniente y muchas veces es motivo suficiente para no realizar la castración, me gustaría dejar claro que los problemas y gastos asociados a la no castración son mucho mayores que este precio. Además, los medicamentos, la anestesia y el procedimiento utilizado hoy en día, no tiene nada que envidiar a lo que se realiza en medicina humana, por lo que como veterinario me toca revindicar la gran labor que llevamos a cabo.

¿En qué consiste la cirugía de castración?

  • Lo primero que se hace es comprobar que el gato está en buen estado para ser anestesiado, para ello el veterinario realizará la exploración física y pruebas necesarias, como análisis de sangre y radiografía de tórax.
  • Como se trata de una intervención con anestesia general, los gatos tienen que venir a la clínica con un ayuno de 12 horas.
  • Después de haber sido sedado por inyección intramuscular, se prepara al gato para la operación, se elimina el pelaje de la zona a operar y de la zona donde se va a colocar la vía. En la vía se administra anestesia intravenosa y suero.
  • Se intuba el animal para conectarlo a una máquina de gas anestésico y al suministrador de oxígeno, y posteriormente se desinfecta la zona a operar y se cubre con paño estéril.
  • En el macho se extraen los dos testículos y en la hembra los dos ovarios y el útero.
  • Finalmente, se sutura con un hilo que se deshace con el paso del tiempo aunque en algunas clínicas pueden utilizar un tipo de hilo que se debe quitar pasada una semana.

Diferencias entre la castración de hembras y machos

Las diferencias entre la castración de un gato y una gata es básicamente en la intervención quirúrgica ya que en lo que respecta a cambios en el comportamiento son exactamente iguales. Aquí os explicamos las diferencias en las intervenciones por castración de un gato macho y hembra.

Castración en las hembras

  • Es algo más complicada y con más riesgos que la del macho.
  • En la pared abdominal, un poco por debajo del ombligo, se abre con un corte atravesando la piel, el tejido subcutáneo y la musculatura.
  • Se ligan parte de las trompas de Falopio, venas y arterias y se extirpan los ovarios y se extrae el útero.
  • Se cierra la incisión por capas: primero la capa muscular, luego la subcutánea y por último la piel. Normalmente se usa la sutura continua intradérmica para que la recuperación sea más rápida y quede más estético.
  • Se deja de administrar el anestésico inhalatorio, y la gatita ha de quedarse en observación hasta que despierte, que suele tardar unas 2 a 4 horas. Cuando la gata esté completamente consciente y se mueva con normalidad, te la puedes llevar a casa con la medicación correspondiente, ya que no es necesario que pasen la noche en la clínica.

Castración en los machos

  • El procedimiento es más simple en los machos y no requiere ningún punto de sutura.
  • Se hace una incisión en la piel sobre el escroto y se extraen ambos testículos.
  • La piel del escroto no se sutura, cicatriza por segunda intención de forma natural.
  • Una vez terminada la operación, se deja de administrar la anestesia inhalatoria, pero el gato ha de permanecer en observación hasta que se despierte del todo, que esto suele suceder en unas dos horas.

¿Qué cambios observaremos en nuestro gato después de castrarlo?

Todos los comportamientos no asociados a las hormonas sexuales como la caza o el juego no se ven afectados. En cambio, la necesidad de escapar en busca de hembras se reduce drásticamente o se elimina por completo. Como comentaba anteriormente, los gatos se comportan como siempre y solo cambian si aumentan de peso.

Otro cambio es la disminución del olor de la orina. En gatos no castrados, el olor de la orina es muy penetrante. Este olor es consecuencia de las feromonas del gato, la acción de la testosterona y la eyaculación retrógrada que lleva espermatozoides a la vejiga.

¿Nos hemos dejado alguna duda sobre la castración de gatos?

Si después de toda estas parrafadas nos hemos dejado algún tema o duda por contestar no dudes en dejarnos un comentario para así aclarar la duda e incluso mejorar el artículo. Al fin y al cabo esto lo hacemos con la única finalidad de informaros y resolver todas vuestra dudas, por lo que os invitamos a que nos dejéis todas vuestras dudas o lo que queráis comentarnos y así hagamos una mega guía sobre la castración de gatos!

*******IMPORTANTE******* Todos los comentarios son leídos y contestados pero debéis tener en cuenta que dependiendo de la carga de trabajo en la clínica podemos tardar varios días en contestar. Por lo que si la duda es sobre un síntoma de urgencia por favor id rápidamente al veterinario más cercano.


Las respuestas a las consultas de los lectores son opiniones del autor del artículo. Se basan únicamente en la información aportada por el lector y están muy limitadas al no poder realizar la exploración física y pruebas necesarias del paciente.

No hay comentarios

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies